3 de noviembre de 2009

Entrada Nº 267 "14 años de bombas en mi cabeza"

Sobre los años de Carlos Menem como Presidente de la Nación hay mucha tela para cortar: fueron años de profundas transformaciones sociales y económicas en la República Argentina que, guste o no reconocerlo, el pueblo mismo acompañó con su omisión, su frivolidad y su voto.

Más allá de que uno esté de acuerdo o no con la Ley de Convertibilidad que "congeló" el valor del dólar estadounidense para "perpetuarlo" equiparándolo al peso (argentino), es vergonzoso y doloroso como se enquistaron tenebrosas mafias en la Casa Rosada que hicieron y deshicieron en la Argentina con la complicidad de Menem, todo el Partido Justicialista y gran parte de los medios de comunicación que se prendieron a la orgía menemista.


Hoy, 03 de noviembre de 2009, se cumplen 14 años del atentado perpretado en la Fábrica Militar de Río Tercero, Provincia de Córdoba.

Corría el año 1995, en pleno apogeo de la fiesta menemista en el poder, cuando se dio otro triste suceso de claros tintes mafiosos como tantos otros que oscurecieron aún más la década de Carlos Saúl Menem en la Presidencia de la Nación.

El 03 de noviembre de 1995, sobre las 9 hs. de la mañana, una serie de explosiones en la Ciudad de Río Tercero sacudió no solo a la sociedad cordobesa sino que conmovió a todo el país. Esas explosiones mataron a siete personas, hirieron a unas 300 y causaron cuantiosos daños materiales con la destrucción de casas y demás construcciones. Se vivieron horas de pánico y desesperación en esa Ciudad y en sus alrededores.

Rápidamente, el entonces Presidente Menem rápidamente voló hacia Río Tercero, en donde convocó a una conferencia de prensa junto al Gobernador de Córdoba. La Provincia de Córdoba era férreamente gobernada en aquellos años por el sanjuanino Ramón Mestre, hombre proveniente de la Unión Cívica Radical. Menem intentó instalar la idea de "un accidente", lo cual fue repetido por los medios de prensa adictos al menemismo y gran parte del Partido Justicialista que hoy reniega de él. Ante los medios periodísticos allí presentes, Menem prometió la rápida asistencia de parte del Estado Nacional a los damnificados, lo cual fue peusto en duda irónicamente por Mestre.

Con el tiempo se empezó a hablar de un sabotaje, hasta que empezó a surgir la más que lógica teoría de que esas explosiones habrían sido provocadas intencionalmente por gente allegada al entorno de Carlos Menem ya que, de esa forma, habrían querido borrar numerosas pruebas que los vincularía con el tráfico de armas hacia Ecuador y Croacia.

El Fiscal Carlos Stornelli informó en su resolución que "La Fábrica Militar de Río Tercero era una especie de centro operativo para la maniobra de ventas ilegales al exterior de munición y explosivos, entre otros elementos. Había pruebas de ilícitos en la Fábrica que había que hacerlas explotar para que nunca más se pudieran conocer los inventarios de existencia de estos elementos. El estrago provocado habría sido la forma elegida para encubrir otros ilícitos”.

Lo cierto es que la Justicia Argentina no tuvo el coraje y la decisión de ir hasta el fondo mismo de la cuestión y fue cómplice de los criminales dejando pasar el tiempo para desaparezcan pistas incriminatorias, como así testigos claves que encontraron su muerte en sospechosas circunstancias. Sin ir más lejos, al año siguiente, fallecieron "trágicamente" el Gral. Juan Carlos Andreoli y el Coronel Rodolfo Aguilar cuando el helicóptero que los transportaba cayó en Palermo, Ciudad e Buenos Aires.

El Gral. Martín Balza, hombre fuerte de las Fuerzas Armadas por aquellos años, estuvo preso en 2001 en la causa por el tráfico de armas a Ecuador y a Croacia, cuando el propio Stornelli y el juez federal Jorge Urso lo involucraron en una supuesta “asociación ilícita”, por la cual también fueron detenidos el ex presidente Menem, el ex cuñado de éste, Emir Yoma y el ex ministro de Defensa, Erman González. Sin embargo, todos quedaron en libertad en virtud de que la Corte Suprema de Justicia desestimó la figura de asociación ilícita en ese expediente.


Fuente





Hoy sentí la necesidad de poner el video GRANDE.
Esa mañana, Dios sangró, por la cantidad de esquirlas (restos de bombas) que tenía en las manos.
Fueron 7 muertes, si todo salía como lo habían planeado, tendríamos que haber sido miles.

Pero ahí está, Menem lo hizo.
Él lo hizo, yo no lo perdono, ni mi familia ni yo olvidamos.

3 comentarios:

mario dijo...

Hola Negro

No hay ningún problema en que me cités como fuente para esta nota, como así también podés tomar todo lo que te sirva de mi página.

Ojalá la Justicia Argentina tenga la valentía para ir hasta el fondo de este escándalo y los culpables paguen por este afrenta.

Saludos cordiales.

【73】★NEGROIDE★【73】 dijo...

Muchas gracias, el mismo deseo que vos es el de tantos en este hermoso país.

ro dijo...

mmmm complicado negro yo ya perdi las esperanzas en muchas cosas con mi argentina querida q la sufro pero vivo

Cumpleaños de mi gente querida. Si falta el tuyo, avisame.