23 de septiembre de 2008

Entrada N°81: "La vida por Emilse [Emilia]"

Que loca es la vida, “A veces te toca hacerlo y otras que te lo hagan”, dijo un amigo una vez. Frase muy usada en mi, que sirve para todo, hasta para empezar una oración. Esta vida me ha brindado muchos hermosos momentos y algunos muy malos de los cuales aprendí y di muchos más lindos. Es jodido analizar (me), porque creo que no se nada y que no entiendo que pasa en mi, nunca supe que cosas me dio o me dieron o me di, en esta vida, solo se que cuando me acuerdo de gente que quiero se me pianta un lagrimón diría el tango y no entiendo como explicar o como reaccionar frente a esas personas. Mi mente: un embrollo de idas y vueltas, un motor al que le anda mal el arranque a veces, pero anda y patina en muchas ocasiones, le encanta delirar y le encanta enloquecer, pero cuando me toca pensar esas cosas digo: la puta madre, ¿esta bien ser así?, ¿cómo les caeré a los demás?. Algunos dirán porque pienso tanto y yo solo tengo una respuesta a eso, soy así, pero a la vez esa respuesta genera una duda, de si realmente seré tan así, no lo creo. Aunque nunca encontré alguien que me diga las cosas como eran y cuando pudo ser así me cagué en las patas y no quise saber más.
Con el tiempo, poco, me di cuenta que me gusta querer y que me quieran y fue difícil admitirlo, pero si gente, me gusta querer, aunque me haga la dura. Soy tan frágil como las hojas de un árbol y tan dulce como las hojas del limonero pero más no me pidan.
Puedo ser complicada, pero saben porque, porque ni yo me entiendo, pero me encanta buscarme y que me busquen, jugar con la locura y con el raciocinio, con la mente, con las ideas, con el negro, con el blanco, buscar los grises y sus variantes, mirar el techo y dejar mi mente en un zumbir largo y eterno. Delirar con las ideas, alucinar con las ya hechas. Amo agarrar algo o alguien y empezar a hablar sobre eso, muy fácil se me hace y eterno varias de las veces, mi imaginación me puede más y me destruye aún más rápido, el hecho de volar con las luces de la conciencia, de la inconciencia y de todo lo del medio. Volar y volando se pasa la vida y volando me retiro, mirando el cielo lleno de nubes grises como la vida y como el corazón de un hombre, gris como el pensamiento de una tortuga, como el color de las ideas y gris como el dios que nos guía, que nunca te mira. Diría que con dolor el corazón a veces me falla y no me dice las cosas como son, pero me pregunto si es normal, si a esta altura de la vida ya no se que es normal. La normalidad de lo normal que cada día a VOS mi querido te hace más y cada vez más común al común de lo normal.
Quiero un vaso y contigo decir que la vida es esto, es querer y no poder, poder y no querer, amar y no ser amado, odiar y no ser odiado, matar y morir de risa o de amor. También puedo decir que la vida es lo que me rodea y lo que yo quiero sea para mi, porque tanto los sueños como los pseudos hechos que te pasan por al lado, son de tal relatividad como el color del cielo, que a veces lo vemos azul y otras tantas de colores que ni yo se como son y puedo decir que como un dado de veinte caras, la vida te gira y te mira de lejos, a veces de cerca pero nunca sabe que decirte solo te muestra cosas y uno tan habilidoso tiene que analizarlas y descubrirlas sin tener una base fundamental pero con el tiempo te das cuenta que no se puede ver tan claramente como cree, sino que uno cree ver algo que nunca sabe si realmente es. De algo que estoy segura es que uno nunca sabe lo que es y como va a ser o lo que sea que pueda llegar a ser.
¿Quién soy? No tengo idea

Dado de 20 caras

--------------------------------------------------------------------------
Uno de los escritos que más esperaba, por lo que quiero a ésta pendeja paranaense, que me enseñó muchas cosas, me enseñó a que la edad no es un factor a tener en cuenta para desarrollar ideas claras, me enseñó, con sus jóvenes 17 años, que muchas cosas pueden ser vistas de otra manera, y me ayudó en varios momentos dónde mi ánimo era crítico.
La primera vez que la ví, fue allá, en Parque Centenario, de Capital Federal, después del banquete más multitudinario de la historia, y fue muy loco, porque había una paranaense y un salteño [entre otros tantos personajes de otros tantos lugares] hablando como si nos conociéramos de toda la vida.
Me negó la posibilidad de visitar Paraná, ciudad con la cual tengo una deuda pendiente por mi prima, mi angelito, y ella me dijo que no vaya, pero igual voy a ir alguna vez con Vero...
Creo que te quiero y te banco pendeja!
Usa jean y ojo el coma ethílico!

Dejo foto vieja


5 comentarios:

emi dijo...

Uyy que loco eso que escribí!!
Ni me acordaba, fue un verdadero delirio, solo me pregunté cosas, nada mas jajaja.
Y che negrito ese con el que quiero levantar el brazo y brindar eres tu.
Así que la proxima brindamos por esos rayos que nos iluminan ok? 8-)

No te negué la posibilidad de venir para acá, además si tenes a tu prima como no vas a venir!! yo te espero y con los brazos bien abiertos.

También creo que te quiero negrosio!

Besoos!! y gracias por dejarme se parte de tu pequeño espacio.

Eternauta dijo...

Una grossa Emi, aunque no conteste los mensajes de texto...jaja
Pero yo sé que lo hace porque se mufa porque no voy a los banquetes. Lo siento, estoy viejo para recitales grandes.
Pero igual la quiero a la pendeja...

Un abrazo, Negrito...

Matías

http://cuacuamen.blogspot.com/

Anónimo dijo...

EEEEEEEEEEEEEmmmmmmmm escucho UOOLAA a tooodos yo soy el leeeeeeeon y me acuerdo de emilia, sera por que compartimos el mismo nombre o por el pelo de ella...no seeeee

yo la conoci en...en parana, en una plaza, dos horas estuvimos para encontrarnos, luego fuimos al carrefour, compramos un espumante y helado, te acordas emi? que masa

besosssss a ella y al dueño del blog

Vale dijo...

Me encantóóóó... Sobre todo la parte en la que confiesa hacerse la dura pero ser una ternurita por dentro.

Besos y abrazos a ambos.

fran dijo...

Contento de haberla conocido =)

Cumpleaños de mi gente querida. Si falta el tuyo, avisame.